Congelación de semen

Para los varones que desean preservar su fertilidad

Hay múltiples motivos por los que puede ser recomendable la congelación de espermatozoides con el objetivo de preservar la fertilidad del varón.

La congelación de espermatozoides esta indicada en:
1. Varones que van a someterse a una vasectomía.
2. Varones con patología urológica u oncológica que tienen que someterse a cirugía testicular, quimio o radioterapia.
3. Varones que tienen muy pocos espermatozoides y que teman por el empeoramiento de las muestras de semen con el tiempo.
4. Varones que no van a poder estar presentes el día que su pareja va a someterse a un tratamiento de fertilidad.

Para la congelación de espermatozoides se siguen las siguientes pautas:
1. Obtención de una muestra de semen por masturbación. Se recomienda obtenerla en la Unidad para comenzar su procesamiento lo antes posible.
2. Abstinencia sexual previa de 3 a 7 días, y no haber tenido más de 38,5ºC de fiebre en los últimos tres meses.
3. Tomar un antibiótico los tres días previos a la producción de la muestra para congelar.
4. Congelación de espermatozoides. Se procesa la muestra de semen en el laboratorio para seleccionar los mejores espermatozoides para congelar, y se almacenan en nitrógeno líquido hasta su utilización.

Es frecuente necesitar congelar espermatozoides de uno a tres eyaculados para poder asegurar la preservación de la fertilidad.

Aquí podéis ver las últimas preguntas que os han surgido:
– Tengo un cáncer de testículo y me han recomendado congelar semen antes de empezar el tratamiento. ¿Por qué? ¿Me quedaré estéril tras el tratamiento?
Preservación de la fertilidad en niños prepúberes. ¿Hay garantías en su futuro reproductivo?